EditorialGenteOpinion

“Lo de antes estaba mejor”

Es mejor negocio la nostalgia

Me atreví a escribir esto después de leer una columna de Salvador Nito en Ibero 90.9 sobre el tema del consumo masivo de “nostalgia” en comparación, en específico, con la música actual de artistas emergentes… léanlo y luego continúen con este texto.

Este fenómeno es un recurrente, no solo en la ciudad, sino en el mundo entero. En el caso del artículo de Salvador (que espero hayan leído), se refiere a dos vertientes, en primer lugar menciona ejemplos de producciones que han sido influenciadas por sonidos del pasado, como lo que hizo Mark Ronson con Bruno Mars (Uptown Funk) o Amy Winehouse (Back to Black) como ejemplos positivos. Por otro lado, menciona un lado “no necesariamente” tan bueno, por el hecho que, bandas de antaño (como los Rolling Stones, The Who, y un largo etcétera) sigan girando y sean el centro de los festivales a nivel mundial en muchas ocasiones, haciendo que la gente “por nostalgia” acudan más a estos shows y presten menos atención a lo que se esta gestando en escenas emergentes.

The Team Biriche

En lo personal quisiera agregar algunos matices a esa opinión; sin duda la cosa de unos años para acá el fenómeno “nostalgia” se ha ido agudizando y, por lo que he observado, no se ve cuando parará.

Tomando de referencia Guadalajara, hay miles de eventos de tributos a bandas de antaño, eventos normalmente exitosos. Vienen ademas bandas tributo internacionales y hasta festivales con temática de nostalgia tenemos. Ojo, no digo que necesariamente es algo malo, que roba atención a una industria emergente de nuevos talentos, la verdad no va por ahí, va mas en función de verlo como la industria de entretenimiento que es, el negocio… el showbiz. Neta piénsenlo un poco.

Me represento durísimo esto hace 20 años

Si en los noventas o dosmiles fuiste un adolescente que ni en sueños podías aspirar a ver a tus ídolos, ahora ya eres un tipo de treinta o cuarenta que puede consumir lo relacionado a “Tributo a (agrega tu banda favorita)” y puedes pagar el sobreprecio de las chelas en el bar, es mas, reservar una mesa con botella de buen vino y disfrutar de las canciones que te hicieron eco en el alma de joven, te hacían sentir rebelde y odiar el sistema -del cual ahora eres parte por cierto-. Eso amigos, es bonito y esta bien. De ese nicho nace la industria de la nostalgia, la misma que te hace comprar re-ediciones de consolas viejas de video juegos y vinyles… la que hace que te guste “Stranger Things”.

Generic 90s tribute band

Por otro lado, Salvador Nito, comenta el riesgo que se corre al, no solo echar un vistazo, sino quedarse en la nostalgia, “vivir en una época que no es la actual” y  aquí es donde aparece el fenómeno de la gran falacia de: “lo de antes era mejor”. Es obvio que cuando uno se pone a escuchar a Imagine Dragons o a Dua Lipa uno no piense ademas en el contexto “socio-político y la economía actual”, sin embargo son factores que determinan la actualidad y la vanguardia (ni mencionar la manera de consumir música en por estos días). Como adulto contemporáneo que crecí en los noventas, tenía un mundo diametralmente diferente al actual y nuestras referencias del entorno creaban similaridades con la música en el mismo contexto y, seguramente, nuestros padres consideraban una aberración… Reconozcámoslo nos estamos convirtiendo en nuestros padres: consumidores de nostalgia.

Pero aquí viene un twist, una verdad muy cruda.

Si te quedas como activo consumidor / productor de nostalgia, por la razón que sea: amor por tiempos pasados o por el cochino dinero, corres el riesgo de ser abandonado por el avance del mundo. Con esto no digo que a fuerza te debe gustar algo nuevo, como “en tus épocas”, en la actualidad hay cosas que también apestan, sin embargo, como miembro de la sociedad, tu impacto en la misma comienza a perder fuerza y, aunque vayas a ver un “Tributo a los grandes del Punk”, te conviertes en un activo defensor de TODO de lo que el punk estaba en contra… el status quo. Y créanme, no existe tal cosa como “Punks de cuello blanco”.

La industria de la nostalgia, es una opción como todo, pero es un hecho de que si solo respondes a ésta te estas perdiendo un montón de oportunidades de sorprenderte, de cualquier manera el mundo continua contigo entendiendo la vanguardia u olvidándote. Mientras tu escuchas tus discos viejos de Nirvana, algún chavito en algún lugar del mundo esta por crean la próxima revolución musical y que te perderás porque el mundo te dejó atrás hace rato.

…Pero cada quien.

Etiquetas

Aldher Ruelas

Melómano y entusiasta de la música independiente. Productor en formación y músico socialité de la farándula chafita. No teme decir la verdad aunque se generen tensiones y silencios incómodos. Siempre remata con un chiste.

Artículos Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *