EditorialOpinion

Detalles por Víctor Vish Fernández

Hace poco descubrieron una planta de marihuana a un costado del auditorio Telmex, algunos aseguran que León Larregui de Zoe ahí orino hace una año, pero solo son rumores. Lo que no son rumores es que una noche se despertó en la madrugada el presidente de gran porte y belleza en nuestro país (léalo con ironía), Gustavo Díaz Ordaz por, el sueño se le había espantado con ese olor a petate quemado que invadía su casa, Los Pinos.

Y cuál va siendo su sorpresa que en una habitación se encontraba quemándole los pies a Judas, su escuincle acompañado del Jim Morrison; y el ex-presidente le dijo al mismísimo Rey Lagarto, se me va de puntitas por la calle del amor, gente extraña aquí no quiero y que los corre.


Y como olvidar aquel diálogo de la película los olvidados del maestro Buñuel. -¿A ver qué están fumando?! -Son tigres ama, son tigres. El que si la consumía aunque no fuera curativa el Germán Genaro Cipriano Gómez Valdés de Castillo, bueno Tin Tan para los amigos, al igual que el flaco de oro, Agustín Lara, o al menos eso declaró en el 2016 Alfonso Arau, director de cine mexicano.

Y así como muchos cada fin de semana rinden tributo a José José con una Bacardi, otros ya se hablan de tu con Bob Marley, asegurando que son hijos de María Sabina. Por lo pronto voy a qué Martín me pague la tanda. Hasta pronto.

Etiquetas

Artículos Relacionado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Close