editorial

  • Master – No es solo subir el volumen

    El Proceso de grabación y mezcla ha terminado, el ingeniero de mezcla ha logrado establecer el balance entre volumen y frecuencias de cada una de las rolas de tu EP (Extended Play) o tu LP (Long Play), y el último paso antes de terminar el proceso de grabación da comienzo, El Master.

    Para explicar de forma sencilla la masterización, piensa que si la mezcla es el bance de volumen y frecuencias de cada canción, la masterización es el balance de volumen y frecuencias entre las canciones de tu disco; es también en esta etapa donde se determina el orden final de las rolas, títulos de las canciones (incluida la ortografía) así como el título del disco.

    ¿Por qué necesitas Masterizar tus grabaciones?

    El proceso de masterización es importante ya que es responsabilidad del ingeniero de masterización, el lograr que tu música suene bien, lo mismo en un equipo de alta fidelidad como en los audífonos de 50 pesos de San Juan de Dios, otro de los beneficios es que el ingeniero de masterización lograra que el volumen entre cada una de tus canciones sea consistente.

    Algo que es importante resaltar es que la masterización es el último paso en el proceso de grabación, pero también es el vínculo entre el proceso de grabación y el proceso de distribución y si claro que están ligados ya que la forma de distribución (analógica o digital) determina el formato en que necesitas tus rolas

    Si quiero “quemar” un CD ¿cuál es el formato que necesito?

    Para el CD tienes 2 opciones, si la empresa es grande, probable mente te pidan formato DDP (Disc Description Protocol) no todos los estudios están habilitados para entregar este formato así que es importante preguntar si les es posible proveer este formato. Si lo que quieres es crear tus propios discos el formato que tienes que pedir al estudio es WAV, 44100 Hz y a 16 bits.

    ¿Qué hay de la distribución digital?

    Actualmente la distribución digital en plataformas como Spotify, Apple Music, Deezzer y otras, es una de las formas más comunes de distribución de música, sin embargo es imporante saber que cada plataforma tiene un formato optimizado, por lo que sería muy complicado pedir al estudio un archivo para cada plataforma por lo que la recomendación que nos da “Ian Shepherd” del sitio production advice es 16 bit 44.1khz WAV  ya que los “agregadores” como cdbaby tomaran este archivo y lo optimizarán para cada plataforma.

    En conclusión la masterización es importante ya que es el último paso en el proceso de grabación, y es donde tienes que asegurarte que tu canción suena bien en la mayor cantidad de reproductores posibles, también es donde le das los toques finales a tu grabación en relación a nombres de las canciones y el título del EP o LP.